Sábado 22 de Junio de 2024

  • 17.3º

ARGENTINA

13 de mayo de 2024

La acusaron por golpear salvajemente a su hijita, ahora debe ir a juicio por la muerte de su ex suegra

Brenda Ávila está detenida por el video que la muestra maltratando a la niña de 4 años, en su casa de San Martín. Hace poco más de un año protagonizó un confuso caso en Las Heras, en el cual habría matado por accidente a la madre de su ex pareja.

Con sólo 19 años, Brenda Nicol Ávila Barrera está siendo investigada en la Justicia por dos graves hechos. Este viernes fue imputada luego de que trascendiera un video en el que golpea con un cinturón a su hijita de 4 años en una casa de Tres Porteñas, San Martín, Mendoza.

Pero hace poco más de un año quedó complicada en otra causa por la muerte de la madre de su ex pareja, llamada Laura Natalia Giordano, quien perdió la vida a sus 41 años en Las Heras, luego de recibir un desafortunado golpe en la nuca.

En esa causa que lidera el fiscal de Homicidios Carlos Torres, Ávila se encuentra imputada por homicidio preterintencional, ya que los detectives consideran que mató a su suegra de manera accidental o sin intención.

Ese episodio tuvo lugar durante la madrugada del 7 de diciembre de 2022, cuando Ávila protagonizó una discusión con su cuñada, motivada por la higiene del domicilio que compartían en calle San Juan al 2.700.

La ex suegra de la acusada intervino en el altercado y Ávila le dio un empujón. Acto seguido, la mujer se golpeó contra el marco de una puerta y quedó inconsciente.

Pese a que fue trasladada al Hospital Carrillo y los médicos intentaron reanimarla, con el paso de los minutos confirmaron su deceso.

Si bien en un principio Ávila fue detenida, recuperó rápidamente la libertad por tratarse de un delito excarcelable -prevé penas de 1 a 6 años de cárcel- y la joven no contaba con antecedentes previos.

En los últimos días, el fiscal Torres dio por finalizada la investigación y requirió el elevamiento de esa causa a juicio oral y público, por lo que Ávila está cerca sentarse por primera vez en el banquillo de los acusados.

Maltrato infantil

El caso más reciente que tuvo como protagonista a Ávila se registró este jueves, después de que un llamado a la línea de emergencias 911 alertara sobre una mujer que estaba agrediendo a su hija en una casa ubicada dentro de una finca de calle Copeti, en la zona de Puesto Viejo.

Policías se desplazaron hasta ese lugar y entrevistaron a la presunta maltratadora, quien vestía una remera de mangas largas mostaza, un pantalón bordó y unas ojotas blancas.

La mujer se encontraba acompañada por la pequeña, que fue mencionada como víctima de los hechos, y por su pareja, un chico de 19 años.

Más allá de que los uniformados observaron a simple vista que la niña parecía encontrarse en buen estado, fue trasladada junto al padrastro a la Comisaría 39ª y su madre quedó demorada.

Luego llevaron la menor al Centro de Salud Nº 86, pero tampoco detectaron lesiones visibles en su cuerpo.

Pese a eso, se continuaron realizando averiguaciones en el lugar de los hechos y se logró ubicar a la mujer que llamó al 911, quien reveló que durante el mediodía recibió en su celular un video que mostraba a Ávila golpeando a la niña con un cinturón, surge del procedimiento policial.

La testigo aportó el material fílmico a través de WhatsApp y de esa forma los detectives confirmaron la agresión y también que se trataba de la acusada, ya que tenía puesta la misma ropa que vestía cuando llegó el personal policial.

Por eso, el fiscal Correccional Tabaré Ezcurra tomó intervención y ordenó practicar peritajes físicos y psiquiátricos a la criatura, a fin de confirmar la golpiza y así definir la situación procesal de la progenitora.

Este viernes, el Cuerpo Médico Forense (CMF) confirmó la lesiones que presentaba la pequeña: equimosis leves en el glúteo izquierdo, en ambos muslo y una cicatriz en el sector superior derecho del abdomen, detallaron fuentes allegadas a la pesquisa.

Eso, sumado a una serie de testimoniales que se incorporaron a la causa, motivaron al fiscal del caso a imputar a Ávila por amenazas y lesiones agravadas por vínculo, complicando así su situación judicial.

Testimonio del novio de Brenda

La pareja y padrastro de la víctima pidió ampliar su testimonio y complicó la situación de la acusada, que ya enfrentaba otra causa por el homicidio preterintencional de su exsuegra.

“Entré a la casa, me puse a tomar agua en el comedor y escuché un grito desde la habitación de nosotros”, sostuvo el joven, que inició una relación con Ávila en octubre del año pasado. De acuerdo a su testimonio, al que tuvo acceso diario El Sol, en ese momento fue hasta el cuarto y trató de defender a la menor.

Leé también: Detuvieron a una joven de 19 años por golpear brutalmente a su hija y sospechan que también mató a su exsuegra

“Salí corriendo y vi que Brenda le estaba pegando con un cinto negro, yo inmediatamente me tiré arriba de ella (la nena) y la abracé para que Brenda no le pegara más”, afirmó.

Tras la intervención del novio, siempre en base a la versión brindada por el joven, Ávila empezó a gritarle y a decirle que no se metiera porque no era su hija pero él consiguió sacarla de la casa y calmarla.

En esa conversación que tuvieron los dos después del violento incidente, el joven le pidió que no volviera a pegarle a la nena y ella le respondió que lo hizo porque “estaba nerviosa”.

 

 

 

elsol

-
#Escuchá La 97.1 todo el día, hacé click 
acá📻

#Descarga la App de #RTuc haciendo click acá📲​
-

COMPARTIR:

Comentarios